Papá Noel vs. Caga Tió… ¡Fight!

¡Este es mi regalo! Ho ho ho

Nos van dando señales muchas semanas antes: la Navidad ya está aquí. Las señales consisten en poner luces de colorines por las calles como si de repente el centro de la ciudad se hubiera convertido en el puticlub Loli de puertas abiertas. Hoy es un día muy importante para muchos niños, no especialmente porque se celebre el nacimiento de Jesús según dice la tradición. Sino porque hoy llega a sus casas un intruso sin papeles que en vez de llevarse la tele deja regalos por doquier: Papá Noel. Antes se hacían Reyes, pero un argumento irrefutable ha ido impregnando el ambiente de los padres de hoy: si das los regalos en Navidad los niños pueden disfrutar de los regalos todas las vacaciones, en Reyes al día siguiente vuelven al cole. Por lo visto los niños después de Reyes tienen un estrés del copón.

Hay otra razón por la que se ponen los regalos estos días. Los niños cada día son más espabilados y los padres son menos capaces de esconder los regalos durante todas las navidades. Que algunos niños montan hasta operativos especiales. Se ponen cascos y micro, se pintan la cara del estucado de la pared para camuflarse y se dedican a buscar por todos los armarios alguna pista de los regalos de Navidad. “Mamá se ha ido a comprar, ¡a sus puestos! Flanco izquierda, al armario; Toby, ¡olfatea! ¡rápido! ¡debajo de la cama!” Luego se tiran hasta los 14 años diciendo que creen en Papá Noel y haciendo la carta cada año porque piensan que si sueltan que saben la verdad les dejarán sin regalos. En realidad solo creen en Papá Noel los niños de 3 años, y porque no saben muy bien en qué creen.

El origen de Papá Noel todo el mundo se lo achaca a la Coca-Cola. Bien, esto no es del todo cierto y El mundo está loco investigations ha puesto toda su maquinaria en marcha para saber la verdad. Esto es: un rinoceronte sonriente de la sabana santa y una hormiga espía. Dedico el post a esta última, puesto que murió en combate pisoteada mientras enviaba por internet esta información. Papá Noel en realidad era un señor de Ohio llamado Noel Henderson, un cleptómano barbudo de 70 años que salía por las noches a robar en pijama. En 1895, Noel realizó una de sus tareas habituales. Aprovechando la nochebuena y que la gente quedaba sopa completamente borracha, entraba por las chimeneas y se llevaba todo lo que podía. Qué sé yo, lo de la época: un candelabro, un par de calcetines, un iPhone…

Pero esa noche todo se torció. Primero su tobillo. “Mierda, esta chimenea era muy alta”. Luego un niño, que le pilló y le dijo que o le daba el iPhone o se lo contaba a todo el mundo. Así que entre Noel y el niño se montaron una historia tremenda sobre un tal Papá Noel que iba de casa en casa entrando por las chimeneas, sobre todo las apagadas, y dejaba regalos a los niños buenos. Como él. Que no era chantajista ni nada. Así pues, juntos inventaron toda la película y Papá Noel entraba en las casas de los ricos para llevarle regalos a los pobr… ¿Un momento? Rino, ¿esto no es Robin Hood? ¿Este es el informe que me traes? ¡Vaya manera de honrar la memoria de Hormi!

Total, dejando de lado la investigación de pacotilla, aquí en Cataluña tenemos a un competidor absoluto de Papá Noel. Lucha contra los Reyes con las mismas armas: los regalos son al principio de las vacaciones, no al final. Pero es de ámbito local. Y bueno, si lo de un tío entrando por una chimenea es poco creíble, lo de este competidor lo es mucho menos. Estoy hablando del Cagatió. El Cagatió consiste en un tronco que se pone en el suelo, se le da alimento durante semanas y cuando llega Navidad se le hace cagar a palos. Que ya me dirás tú, qué ganas de cagar tienes mientras te están apaleando. Yo qué sé, ponerle unas etiquetas de champú o algo y que cague a gusto cuando tenga ganas. Cuanta presión para el pobre.

A los niños se les hace creer que durante todas esas semanas, las mandarinas, polvorones, whiskises y chocolatinas se las ha zampado un tronco inanimado al que le han dibujado una cara sonriente. ¿En serio hay algún niño en esta comunidad que se haya creído eso? Mi sobrino tenía tres años, le hicieron el cagatió y pusieron una montaña de regalos detrás. Tapada con una manta. Una de dos, o el tronco tenía una diarrea muy jodida, o ahí había trampa. Es más, le hacían cagar una y otra vez con: “Tiooo, tiooooóo, caga turróoo, d’aquell tan bo, d’avellana i de pinyó…” Que el niño decía: “Dejadlo ya, que va a reventar, ¿no veis que lo ha soltado todo ya?” Bueno, no lo decía que tenía tres años, pero lo pensaba. En la competición contra Papá Noel lo tiene jodido, un niño cree antes en algo que no ve que en un tronco que ve ahí, sonriente, dando grima, esperando a que cague. Que ya no sabes si va a traer regalos o ha pasado costo por la frontera.

Y es que no sé que tenemos los catalanes con el tema de cagar cuando llegan las navidades. Porque está el Cagatió, pero también tenemos en el Belén a el caganer. Que es un señor con barretina, sentado ahí, en el portal de Belén, plantando un pino para dar la buena nueva al recién nacido. Que yo me imagino llegar a los Reyes Magos allí: “Joder, qué mal huele esto, como se nota que ha nacido en un establo” “Qué coño establo, si las vacas las tenemos allí al fondo. Es el tío este con acento catalán, que lleva aquí dos semanas cagando en la puerta y no se puede estar”. Qué le vamos a hacer. Somos así muy de ir de vientre.

La lucha está servida. Al menos aquí en Cataluña. Tenemos gente que regala para dar y tomar, para que luego nos digan tacaños. Papá Noel, Cagatió y hasta los Reyes Magos. Y los niños, que han investigado gracias al juego Espíanova ya han abierto los regalos, han visto lo que tienen y disimulan adecuadamente haciendo ver que no saben que los padres son los que han comprado todo… Se las saben todas.

P.D: ¡Feliz Navidad a todos!

4 dicen la suya

  1. Patri O. dice:

    jajajajajajajajajajjajajajajjajajajajajajjaajjajajajajajajjaja ay por favor, me va a dar algo. qué risa con el cagatió, no sé si ha influído el hecho de que yo no sea catalana, pero he estado al borde de la muerte.

    Feliz Navidad Morri! =)

    • morri dice:

      ¡Feliz Navidad Patri! ^^ Me alegro que te haya gustado jajajaja, el cagatió siempre ha sido un misterio para mí. En casa siempre hicimos Reyes, pero cuando lo veía en el colegio o en algunos amigos alucinaba. Eso sí, es entrañable, con esa carita sonriente :P

  1. 24/12/2011

    Información Bitacoras.com…

    Valora en Bitacoras.com: ¡Este es mi regalo! Ho ho ho Nos van dando señales muchas semanas antes: la Navidad ya está aquí. Las señales consisten en poner luces de colorines por las calles como si de repente el centro de la ciudad se hubiera convertid…..

  2. 27/12/2013

    […] deja claro a la hora de abrir la chocolatina que esta tiene una forma, digamos, familiar. ¿Era un Papá Noel con gorro normal o es un falo chocolateado? Nunca sabremos qué fue primero o si el chocolatero de […]

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *