Prometheus y las películas a medida

prometheus species

Origen de las especies, apócrifo

El tema de la semana en el mundo cinéfilo es la película que se ha cascado el señor Ridley Scott, que lo conocerán, al más puro estilo Troy McClure, por pelis como Gladiator, Blade Runner o el primer Alien. En cuestión estoy hablando de Prometheus, un film que promethía mucho (perdónenme el juego de palabras), pero que finalmente se ha quedado en un envoltorio muy bonito sobre un guión que hace más aguas que las bragas de Kate Winslet en Titanic.

Y eso que la película apunta fuerte desde un principio. Viene a responder las grandes preguntas de la humanidad como de dónde venimos, a dónde vamos o por qué los medicamentos con sabor a naranja saben a cualquier cosa menos a naranja. Esto último no, pero casi. Lo intenta responder todo. Y como era de esperar no consigue llegar a ninguna conclusión porque los guionistas se perdieron por el camino. Porque en el film pasan muchísimas cosas, pero ninguna parece tener sentido a priori. Hay un elenco de personajes que te importan un pimiento porque están perfilados con tiza que se deshace al mínimo roce. Aunque hay que agradecer a la película la introducción del concepto “geólogo punki zombi” que tiene su punto y podría tener un spin-off perfectamente.

Así pues, la peli se puede resumir en un montón de escenas en un planeta perdido donde muere mucha gente, salen bichitos y sus personajes tienen tantas contradicciones que intentar entender sus motivaciones se convierte en un ejercicio de imaginación descomunal. Ahí es donde yo quería llegar. Prometheus es uno de los exponentes modernos de una nueva forma de hacer las cosas en el mundo audiovisual: crear un montón de “misterios” que a mí me gusta llamar “incoherencias” y ya se encargarán los pajeros en los foros de rellenarlos convenientemente. Es el concepto del crowdfounding aplicado al cine: el crowdscripting. Que inventaron los de Lost y fíjate tú que casualidad que el guionista principal de Prometheus es uno de los responsables de esa serie. Aunque yo preferiría que hicieran el crowdscripting antes de filmar y así se atarían todos los cabos desde un principio. O no.

Porque ahí está la gracia: nunca se atan los cabos sueltos porque estos no encajarían ni con SuperGlue. La única manera de hacerlos encajar es montarte tu película en tu cabeza y no decírselo a nadie; porque sino en el foro de fans de la peli aparecerán otras teorías igual de locas que la tuya que, coño, ¡también tienen todo el sentido del mundo! Algunos podrían pensar que es el concepto de IKEA aplicado a lo audiovisual, pero no es exactamente así. Es como si te compras un armario Klanderjänder de siete pisos y el señor IKEA no te da las instrucciones. “¡Apáñate majo! ¡Ni siquiera sabemos si las tuercas encajan!” Y al final con esas piezas te montas una mesa y un jarrón de cerámica, ¡pero y lo bien que lo has pasado! ¡Y lo que se ha desarrollado tu personaje!

Este tipo de películas o series a mí me parecen una estafa intelectual porque le dan al producto un aire de misterio que no es tal, que es solo cartón piedra, que es una excusa como otra cualquiera para que la gente se monte sus pajas mentales en los foros y hablen de ella. Y, por supuesto, estén preparados para sus secuelas donde explicarán todo, o no, o quizá, o no sé, pero da igual. Luego si te quejas te dicen que es que “os gusta que os lo den todo mascadito”, cuando no es así ni es necesario. Lo que nos gusta es que si hay que especular, que se especule; pero no que me tenga que inventar un guión entero y tres spin-offs para explicar algo que a los guionistas ni se les pasó por la cabeza jamás de la vida. Es el puto maletín de Pulp Fiction llevado al extremo.

Así que los foros están actualmente echando humo desgranando las teorías más locas a partir de las cuales Prometheus podría llegar a tener sentido. Los fans se convierten en creyentes como si de una religión se tratase. Y esperan con ganas las secuelas de la película de la que ya se habla que será una trilogía donde darán respuesta a todas las preguntas de los espectadores. En realidad es imposible dar respuesta porque la película plantea tantas preguntas, tantos “y por qué este tío se convierte en zombi, y por qué este otro con lo mismo se pone malo, y por qué la nave rueda, y por qué y por qué y por qué” que… Me voy a escribir ahora mismo un guión explicándolo todo. Así me gustará más. Deseadme suerte. Y años por delante.

[Bonus] Crítica de Prometheus en JotDown

12 dicen la suya

  1. Patri O. dice:

    Pero hombre, estas pelis te forman como persona, potencian tu creatividad, mueven tu pensamiento…Luego nos quejamos de que las películas son previsibles, nunca estamos contentos. ¿Qué van a hacer, películas con giros de guión que aún así conserven la coherencia? Por favor…eso está obsoleto.

  2. Loquemeahorro dice:

    Enhorabuena, creo que realmente lo has explicado a la perfección.

    Ya iba siendo hora de que alguien lo dijera: la mitad de las películas “misteriosas” que se estrenan hoy en día, son misteriosas también para sus guionistas, que cuando llegan a un punto muerto, sencillamente lo dejan ahí, que ya habrá gente que en vez de estafada, se sienta retada a descubrir “la verdad”, que está ahí fuera, digo.

  3. morri dice:

    Patri O.: Sin lugar a dudas. Estas pelis son las que fomentan la creación de nuevos guionistas dispuestos a crear películas sin pies ni cabeza para que otros muchos más en internet se dediquen a crear historias sin pies ni cabeza para que… Etc, etc.

    Loquemeahorro: Muchas gracias ^^ Sí, es una herramienta de marketing que se vende como la súper creación. Es un poco la metáfora de todo el sistema últimamente: un bonito envoltorio sustentado en la más absoluta de las nadas.

  4. Almudena dice:

    Enhorabuena tío, sin ningún ánimo de polemizar en mi opinión has descrito tal cual el funcionamiento de la política en este país :-P

  5. Lalaith dice:

    No he visto la peli pero he escuchado la misma crítica bastantes veces ya, de distinta gente… yo no entiendo cómo se puede hacer una película si realmente el guión es tan malo. ¿En qué estaba pensando Ridley Scott? En fin, creo que después de todo, la veré tomándomela a coña, seguro que me echo unas risas!!

    No sé si es la primera vez que te comento, pero te llevo leyendo ya un tiempito y me parto con tus posts, son geniales.

    Saludos!

  6. morri dice:

    Almudena: Muchas gracias ^^ Pero o estoy muy espeso o no veo la relación con la política de este post :S

    Lalaith: Bueno, las culpas seguramente están repartidas entre Scott y el guionista principal. A lo mejor te gusta porque también hay mucha gente que ha salido encantada. Tiene sus cosas buenas la peli, y realmente me gusta como empieza (sobre todo la parte de la nave con el androide paseando solo), pero luego empieza a desbarrar… Muchas gracias y me alegro de tenerte como lectora durante tiempo ^^ Un saludo!

  7. Mónica dice:

    Es el primer post tuyo que leo, te he pillado por casualidad y me lo he pasado MUY bien .
    Completamente de acuerdo contigo , no he visto la peli ni creo que la vea, pero con el trailer tuve suficiente, empezó interesante y enigmatica, para acabar como una remasterizacion de Alien ( o a eso me recordó, vamos). Y hablo sólo del trailer! Ultimamente creo que a todo le llaman cultura.
    Bueno, voy a ver que más leo por aquí. Saludos y enhorabuena por escribir así.

  8. Opendoor dice:

    ¡Mooorri! ¡¿En qué coño se convirtió el cine?!
    Yo quiero ver gente actuando, gente sintiendo, quiero pensar que el actor cree en lo que dice, pero ahora uno ve una película en la que no sobresale el actor por lo bien que hace el papel, sino la persona que diseña las naves espaciales a computador y pone a los robots en el computador a pelear. Estoy absolutamente harta de tanta película mal actuada y sin sentido, como tu lo dijiste. Se inventan unos guiones rarísimos, que luego de la tercera película uno sigue sin entender cosas, y que a la ultima película sale uno desconcertado de tanto cambio que le hicieron, y aun con vacíos.
    No sé cómo es que los actores hoy se ganan tanto dinero posando 4 o 5 veces frente a una cámara a decir líneas pobres, pero eso sí, hay unas gráficas excelentes, unos monstruos muy reales…
    Estamos cambiando a la actuación por gráficas de acción. Qué triste, peo qué bueno que todavía queden guionistas, productores y actores que hagan películas serias, PARA ACTUAR Y ANALIZAR, NO PARA INVENTARSE CADA UNO EL GUIÓN, COMO YA DIJISTE.
    ¡Muy bueno el post!

  1. 07/08/2012

    Información Bitacoras.com…

    Valora en Bitacoras.com: Origen de las especies, apócrifo El tema de la semana en el mundo cinéfilo es la película que se ha cascado el señor Ridley Scott, que lo conocerán, al más puro estilo Troy McClure, por pelis como Gladiator, Blade Runner o el…..

  2. 11/01/2014

    […] de un multicines después de ver una película supuestamente complicada como por ejemplo Origen o Prometheus. El novio choni con su novia choni del brazo mascando chicle y los aros enormes en las orejas […]

  3. 03/03/2016

    […] y una afinidad a prueba de bombas; y otra muy distinta es que a los dos os gusten el mismo tipo de películas. Tú te desvives por ver la última comedia romántica de Rachel McAdams y ella Mercenarios 5; o al […]

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *