Las madres

Dicen que madre no hay más que una… Y menos mal. ¿Os imagináis un mundo donde tuviésemos tres o cuatro madres que nos controlasen todo lo que hacemos? Que si ahora donde vas, que si de donde vienes, que si quien era esa chica, que si donde vas con ese peinado, etcétera etcétera. Las madres aparte de ser muy buenas con nosotros, que hay que reconocérselo, también tienen muchas cosas que o bien no se comprenden, o bien son agobiantes.


Las madres normalmente hacen todo lo que se hace en la casa, que si lavar, fregar, planchar, tender, etcétera. Por lo menos en mi casa. Hay mucha gente a la que sus padres les hacen hacer de todo, pero en la mía no, y creo que habrá muchas casas más en las que la madre se encarga de todo. Eso es bueno para nuestra comodidad, pero tiene un efecto secundario:


Cuando te vas de casa. Mi hermano al ser mayor ha sido el primero y cuando supo lo que era vivir con su mujer y que tenía que compartir tareas dijo una gran frase: “Yo dejaba la ropa sucia en el suelo del lavabo y al cabo de unos días me la encontraba en el armario limpia y doblada… Pero el proceso que había entremedio no sabía cual era, era un mundo desconocido para mí”. Nadie dijo algo tan cierto en una frase.


Y como las madres lo hacen todo pues no puedes controlar según que cosas. Para las madres siempre somos unos desordenados, que si la habitación está hecha un asco, que si esto para qué lo quieres, que si hay que hacer una limpieza general, etcétera. Pero tú sabes que eres un desordenado ordenado, es decir, tu tienes las cosas puestas de cualquier manera. Aparentemente. Porque tú sabes que cuando busques algo sabrás donde está, cuando pasa tu madre por tu habitación es imposible. Y si aún tienes suerte y la encuentras, porque a lo mejor tienes que rebuscar en el container


Container al que irá a parar tu ropa más preciada a la mínima que te des cuenta. Con las madres lavando la ropa hay que procurar no comprar ropa de marca que tengas que hacerle un lavado especial. “Esto da igual, se puede lavar como quieras que no se estropea”. ¿Te acuerdas de aquella camisa tan bonita (y cara) que te compraste para sábados especiales? Pues olvídate de ella y dejásela a tu vecino el enano que seguro que le cabe mejor que a tí.


Y eso cuando no decide no permitirte estar en gallumbos dentro de la casa. Estos días con el calor que hace es imposible no estar así en tu hogar, pero aún así te suelta tu madre: “No me gusta que estés en calzoncillos dentro de la casa”. ¿Y donde quieres que esté así? ¿En la calle? Pues mejor será que lo esté dentro de la casa, ¿no?


De todas formas, lo mejor de las madres son su capacidad de acumular leyendas urbanas. ¿Qué hay de las dos horas de digestión antes de bañarse? ¿Es real? Porque esa regla tiene una excepción, si te bañas justo al momento de comer no pasa nada, pero si tardas los 15 minutos prudenciales en los que tienes tiempo de pegarte un chapuzón, a partir de ese momento deberás esperarte dos horas exactas para poder meterte en remojo. ¿Cuanto de real y cuanto de mentira hay en esas afirmaciones?


O por ejemplo no comer determinado tipo de comidas de noche, ¿qué pasa si comes melón de noche? ¿Y patatas fritas? Pues nada, pero hay madres que les parece peligroso o poco adecuado. ¿Y taparse el cuello? ¿Cuanta gente se ha resfriado porque no se ha tapado el cuello? Si el aire entra por la nariz y por la boca, ¿por qué es tan importante taparse el cuello?


A mi de todas formas lo que me da más rabia, o lo que me daba más rabia sobretodo de pequeño era que nos usaran de recaderos para cualquier cosa. “Anda niño y vete a buscarme unas judías al super”, “anda niño y ves a la vecina a decirle que te dé un poquito perejil”, “anda niño…”. Que estrés. De todas formas, lo peor era que eso lo sabía la gente de fuera de casa y si tenía tu madre que hacer algo decían: “Pues manda a tu hijo a por eso”. ¿Y por qué no mandas a tu puñetera eme?


En fin, infinidad de cosas que las madres tienen en común y que a pesar de no haber un manual de madre todas hacen lo mismo. Pero, ¿qué sería de nosotros sin ellas?

11 dicen la suya

  1. Alcoyano dice:

    Totalmente de acuerdo. Tendré que imprimir el texto y dárselo a mi madre. Así entenderá que hay más personas en el mundo que son “desordenados ordenados” porque de momento no se lo cree :-)

    Un saludo!

  2. Noel dice:

    Es un tema que daría para siete posts: todas las madres son muy diferentes pero, en el fonfo, todas son iguales.

  3. O.k.,o.k.! dice:

    Habría que escanear alguna historia de Goomer de las del ‘Día de las Madres’ ;)Es la imagen mental que me estabas dando…

    Yo intento no ser así (en el fondo soy de la generación de madres que tenemos complejo de Peter Pan y esperamos a las vacaciones de los niños para irnos de fiesta cada noche…) con mi hijo, y entonces llegamos a casa de Mi Madre, y nos prohíbe andar en bolas por la casa a mi hijo (9 años) y a mí, le dice que cómo va a ser ordenado con la madre caótica que tiene, y vamos, que nos cruje a los dos ¬¬

  4. hamster dice:

    Y cuando llegas con unas notas regulares y le dices a tu madre: “pues mi amigo tal ha sacado peor que yo” y ella siempre contesta “es que te tienes que fijar en los buenos, no en los malos”. Es mu tipico esto en todas las madres.

  5. Lady Madonna dice:

    jaja! Yo me pregunto si de mayor seré como ella… :P

    También soy “desordenada ordenada”

    salu2

  6. morri dice:

    Jajaja, hamster, totalmente cierto, a mí también me lo han dicho y también se lo he oido a colegas que les ha pasado lo mismo.
    O.k,o.k es que las abuelas es para otro post, son madres al cuadrado xDDD

  7. NuNu dice:

    Tengo entendido que lo de comer melón por la noche no es una leyenda urbana, sino que segun que frutas són de difícil digestión. Mi abuela decia que “el melón por la mañana es oro, por la tarde plata, y por la noche mata”. No se hasta que punto es cierto, pero a veces es mejor hacer caso a la sabiduría popular…jeje.

  8. EnKaRnY dice:

    nunu, mi abuela ke en paz descanse y mi madre tambien decian eso de la narana, por la mañana oro por la tarde plata y x la noxe mata, y creeme, yo soy una experta en comer a deshoras y lo ke me da la gana, con mis 14 años y mis 57 kilos vivo tan feliz xD aunke una noxe me dio por comer nocilla y buff, mejor no la hubiera probado, creedme, nada de nocilla por la noche

  9. Anonymous dice:

    y qué pensais de esa frase de “menos mal que sois dos que si fuerais cinco yo no sé que iba a hacer”

  10. Anonymous dice:

    yo tng el armario exo 1a mierda, sinceramente, pero si busko una revista o kualkier kosa se dnd esta, despues llega 1a xika k exa una mano a mi madre a limpiar, la pagan, se va, llego yo y lo 1º k pienso: me kago n la ostia!!!!!!!!!!! dnd sta el mp3?????
    media ora buskandolo, y ara k no enkuentro el movil. koño dnd staba staba bn ostia no lo tokes! y a mi no me dicen “sk te tienes que fijar en los buenos no en los malos” direktamente me dicen “xro sk a mi me importa una mierda lo k sake est@” me lo dicen asi de klaro… xro no as dixo de lo kotillas k son las madres. x kulpa d mi primo le tuve k decir k me molaba 1 xiko… pobreciko me daba pena tenia k estar todo el dia kn mi madre… aora kasi no m abla…weno morri k la web sta mu wapa y me rio muxo bss a to2

  11. maRiieethaa* dice:

    si estoy de acuerdo, y aveces, cuando sacas malas notas t dice seguro q fulanita (por poner algun nombre) a sacado mas,a ver si aprendems…, pero luego vas a salir y te dicen a tal hora en casa y dices fulanita se qeda mas rato, te dicen y a mi que mas me da lo que hagan los demas?

    no parece un poco de contrariedad??

    cosas de la vida…